Una “casa” en el bolsillo

Esta es una “casa” que cabe en el bolsillo, creada por el diseñador Martin Azúa, cuyo trabajo se centra en construcciones minimalistas y ecológicas.  Se trata básicamente de un globo muy ligero que puede llevarse en el bolsillo y se utiliza para la vivienda.

Una vez dentro del refugio, el material refleja el calor de su cuerpo para mantener al usuario caliente. Si invierte el material refleja el sol para mantener un interior fresco.